21 septiembre, 2021

Extra! News

extranews.com.ar

Un diseñador de Catamarca desembarca en la Bienal de Diseño de Londres con un proyecto de cestería

La muestra de Cristián Mohaded que estará abierta hasta el 27 de junio en el Somerset House -uno de los grandes edificios históricos de Londres- busca resaltar el papel del diseño a la hora de abordar los desafíos y crisis globales como la pandemia de coronavirus.
Se trata de una de las dos ferias de diseño más importantes del mundo junto con Venecia.Foto: Ed Reeve for London Design Biennale.

La Bienal de Diseño de Londres inauguró su tercera edición dando la bienvenida a las creaciones de 26 países, entre ellos Argentina, representada por el diseñador catamarqueño Cristián Mohaded con su obra «Monte Abierto», una compleja estructura que realizó en colaboración con el artesano Lorenzo Reyes a partir del simbol, una planta silvestre oriunda de la zona de los Valles Calchaquíes.

Se trata de una de las dos ferias de diseño más importantes del mundo junto con Venecia -que inauguró la semana pasada- y es el primer gran evento cultural que reabre después de una cuarentena de más de seis meses en el Reino Unido, cuando imperan aún muchas restricciones de distanciamiento social.

La muestra que estará abierta hasta el 27 de junio en el Somerset House -uno de los grandes edificios históricos de Londres- busca resaltar el papel del diseño a la hora de abordar los desafíos y crisis globales como la pandemia de coronavirus.

Un diseñador de Catamarca desembarca en la Bienal de Diseño de Londres con un proyecto de cestería

Este año, los 26 países participantes que representan a seis continentes y se despliegan a lo largo de 30 pabellones, responden a la consigna “Resonancia”, propuesta por la directora artística de la Bienal, la artista británica Es Devlin.

Devlin también planteó una instalación denominada “Forest for Change, Global Goals Pavilion”, con 400 árboles plantados en el patio del edificio Somerset House, donde durante tres semanas se exhibirán los diseños innovadores de países y comunidades de todo el mundo, incluidas la diáspora africana y la Antártida.

El pabellón tiene como propósito generar conciencia sobre los «objetivos globales» para alentar y comprometerse con ellos. Por eso, una vez que termine la Bienal los arbustos se plantarán en un hogar para niños en Essex, al sur de Inglaterra.

Según la artista británica, «vivimos en una era de híper-resonancia, cuyas consecuencias son a la vez estimulantes y devastadoras. Todo lo que diseñamos y producimos resuena. Cada idea que generamos tiene el poder de llegar a una audiencia digital masiva jamás soñada por generaciones anteriores, mientras que la vida útil de los productos físicos que creamos suele durar mucho más que la nuestra».

En el Pabellón Argentino se presenta “Monte Abierto”, el proyecto desarrollado por el artista catamarqueño Cristián Mohaded.

También hay un prestigioso jurado, entre cuyos integrantes se encuentran Paola Antonelli, curadora senior en el Departamento de Arquitectura y Diseño y directora de Investigación y Desarrollo del MoMA; y el director del Art Design Miami, Eric Chen, que entregarán cuatro premios, uno de ellos otorgado por el público.

En el Pabellón Argentino se presenta “Monte Abierto”, el proyecto desarrollado por el artista catamarqueño Cristián Mohaded, un diseñador argentino que vive y trabaja entre Buenos Aires y Milán. La obra examina la resonancia del diseño a partir de su relación con el artesano Lorenzo Reyes y el simbol, una planta silvestre que crece en los Valles Calchaquíes de Catamarca, de donde ambos son oriundos: «Las piezas son el paisaje de este monte», sostiene el artista.

La obra seleccionada por la Cancillería argentina se articula en gran parte a partir del diálogo y la relación de diez años entre artesano y diseñador, quienes proponen un encuentro de texturas y colores a partir de esa planta típica de la región que atesora una larga tradición vinculada a la cestería.

En la frontera entra el diseño y la artesanía, la propuesta prolonga la línea de trabajo de Mohaded, quien ha construido a lo largo del tiempo una obra híbrida en la que conviven lo artesanal y lo industrial, en este caso a partir de un conjunto de piezas de cestería de distintos volúmenes que constituyen un conjunto escultórico que propone distintas escalas y destaca la plasticidad de la fibra.

El artista, egresado de la carrera de diseño industrial de la Universidad de Córdoba, es uno de los jóvenes líderes del diseño latinoamericano, con obras seleccionadas e incorporadas a la colección permanente del Museo de Arte de Filadelfia, el Musée Les Arts Décoratifs de París, y la Fundación –I-D-A (Investigación en Diseño Argentino).

«Las piezas son el paisaje de este monte», sostiene el artista.

Con curaduría de Franca López Barbera, una investigadora argentina radicada en Berlín, «Monte Abierto» es el segundo proyecto apoyado por el Ministerio de Relaciones Exteriores para presentar en la Bienal, que debió suspender la edición de 2020 producto de la pandemia. En 2018, el grupo Trimarchi había diseñado su versión de «El bosque impenetrable» para presentar en Somerset House.

«Fue un gran esfuerzo traer al artista, dadas las circunstancias actuales como consecuencia de la crisis de la pandemia en Argentina. Pero estamos súper orgullosos de haber podido tener a este joven diseñador, sobre todo porque trabaja de la mano de un artesano de Catamarca», dice en diálogo con Télam, Alessandra Viggiano Marra, encargada de Cultura de la embajada argentina en Reino Unido.

Para la encargada del área cultural, la mezcla de la artesanía con el diseño moderno es muy interesante y Mohaded lo hace hace con una planta local como el simbol. «Esta estrategia coincide con la que que está teniendo el instituto cultural público del Reino Unido, conocido como British Council. En la Bienal anterior con Trimarchi, tuvimos un proyecto así que de alguna manera podemos decir que es una intersección entre un diseño súper moderno y de los pueblos originarios», sostiene,

Según Viggiano Marra, Argentina fue invitada por la repercusión de la bienal anterior y porque se tomó la decisión de darle continuidad a este tipo de proyectos. «Se hizo por convocatoria en Argentina y en el jurado estuvo el Museo de Bellas artes, el Fondo Nacional de las Artes, la Cancillería y por supuesto el Ministerio de Cultura. Se eligió específicamente el proyecto de Cristián por su voluntad de juntar las dos cosas», explica en alusión a la manera en que aparecen integradas la tradición con la modernidad.

«Participar en este tipo de muestras significa una proyección auténtica para la Argentina. Esta instalación tiene muchísima personalidad. Estamos trayendo al Reino Unido, a la sexta economía del mundo, a alguien que representa al interior del nuestro país con esta mezcla de lo tradicional y lo moderno».

De acuerdo a Viggiano Marra, esto también es un impulso para otros artistas argentinos y con ese motivo le han pedido a Mohaded que cuando vuelva a la Argentina, ayude a organizar una misión comercial de diseñadores para traer sus creaciones a Londres.

«En definitiva Cristián cumple una doble función: por un lado insertarnos en el mundo del arte como si fuera un embajador del diseño a nivel internacional y por el otro nos ayuda su conocimiento sobre el sector. También hemos sumado a esta iniciativa a la diseñadora de Trimarchi, Sol Marinucci, para que trabajen juntos», concluye.

Fuente