15 abril, 2021

Extra! News

extranews.com.ar

a 40 de años de THE WALL de Pink Floyd

Más de cuarenta años después, el disco más oscuro y conceptual de Roger Waters sigue removiendo conciencias más allá de la música
The Wall —El muro— undécimo álbum de estudio de la banda británica de Pink Floyd y el segundo doble, publicado  30 de noviembre de 1979.

El 30 de noviembre de 1979, la banda británica Pink Floyd presentó The Wall‘. Fue el undécimo álbum de estudio del grupo, considerado una referencia en el rock progresivo. Se grabó entre abril y noviembre bajo la dirección del productor Bob Ezrin y de algunos de los miembros del grupo, y es toda una referencia en el mundo de la música.

álbum Roger Waters, que había percibido sensaciones de aburrimiento en el público que acudía a los shows, imaginó la construcción de un muro entre el grupo y la audiencia.

Al igual que sus tres discos anteriores, ‘The Wall’ obra, construida a modo de ópera rock, se centra en el carácter ‘Pink’, alter ego de Waters, conceptual cuyas experiencias vitales comienzan con la pérdida de su padre en la 2ª Guerra Mundial, continuando con el abuso de sus profesores, además de sufrir una madre sobreprotectora y el fracaso de su matrimonio. Todo ello le lleva a un aislamiento social auto-impuesto, y el declive de una estrella del rock , representado por el muro que da título al álbum y fue concebido durante la gira Flesh Tourque la banda realizó en 1977.

Alcanzó el nº1 en Estados Unidos, permaneciendo quince semanas en las listas. Desde que fue publicado ha vendido más de 23 millones de copias, convirtiéndose en el disco más vendido de los años setenta y en el tercero de todos los tiempos.

Precisamente este brutal éxito, combinado con la personalidad retraída e inestable de Waters, fue lo que le llevó a pensar en ‘The Wall’, el proyecto que, a la larga, terminaría con el grupo.

Una de las muchas leyendas del mundo del espectáculo cuenta que, en 1977, Roger Waters, incapaz de gestionar la fama y la notoriedad alcanzadas, e imaginó en su mente un muro entre los músicos y el público. Precisamente ese germen en su cabeza acabó convirtiéndose, dos años más tarde en ‘The Wall’, un muro musical que, lejos de funcionar como salvavidas entre la música y los fans, iniciaría una cuenta atrás para el fin de Waters, Gilmour, Mason y Wright como agrupación.

‘The Wall’ no es un disco fácil, y contiene algunos de los temas más oscuros de Pink Floyd, pero también contiene la canción más mundialmente popular de la banda, Another brick in the wall (Part II), un éxito que ayudó a que el disco explotara en ventas.

Este disco fue capturado tres años después por la Metro-Goldwyn-Mayer y el director Alan Parker cuando filmaron la película basada en el concepto de The Wall, que sigue de cerca la estructura musical del álbum. Alan Parker construyó las pesadillas que la banda británica plasmó en el disco con la ayuda del propio Roger Waters en la elaboración del guión y utilizando el mismo simbolismo que acompañó a los temas con algunas pocas modificaciones, pero cuenta con una intriga específica, un aire distópico, asfixiante y buena narrativa.

El éxito de ‘The Wall’ se vio consolidado por una versión filmada, dirigida en 1982 por Alan Parker y protagonizada por Bob Geldorf. El show en directo resultó ser demasiado caro y elaborado y sólo se representó en cuatro ciudades. El teclista Rick Wright, cuya adicción a la cocaína había provocado su expulsión del grupo, participó en la gira de ‘The Wall’ contratado como músico de sesión para la ocasión y fue el único que salió con beneficios de la aventura, que reflejó pérdidas de más de 500.000 €.

The Wall ya es un clásico, un prodigio sonoro repleto de reflexiones sobre la muerte, el éxito, la educación o la locura. Casi 40 años después de su aparición, sigue sonando en las conciencias de medio mundo, y sin proponerlo, incluso se convirtió en una premonición sonora de la caída del Muro de Berlín. De hecho, el propio Waters organizó en 1990 un concierto en el centro de Berlín apoyado por grandes estrellas de la música.