17 junio, 2024

Extra! News

extranews.com.ar

La importancia de la animación en la construcción democrática

Tres voces referenciales de la animación en Argentina conversaron, convocadas por Télam en el marco de la Feria del libro acerca del panorama de un registro creativo que crece al pulso de la tecnología y especialmente de talentosos creadores locales.

¿Por qué es importante el desarrollo de una industria de la animación nacional? ¿Cuál es la importancia de la animación en la construcción democrática?  ¿Qué dificultades y desafíos encuentran las y los creativos de nuestro país? De estos y otros temas hablaron, coordinados por el periodista Tomás Eliaschev, de Télam Web, tres referentes clave en el tema: Julia Conde (realizadora audiovisual y directora de videos animados de BZRP) Daniel Duche (docente y director de la serie Vigía Planetario) y Cielo Salviolo (gestora cultural, productora de contenidos y directora de Pakapaka).

Tras un repaso acerca de la importancia de la producción argentina en la animación por parte de Eliaschev, incluyendo aquellas historias y personajes que se abrieron paso por entre los resquicios de la dictadura cívico militar de 1976 a 1983, Daniel Duche tomó la palabra. El director destacó que prefiere definir su arte como “técnica” antes que como género, por incluir múltiples géneros posibles. En tanto autor, Duche señaló también la sensación de omnipotencia que implica en el lenguaje animado la “construcción de mundos”.

Por su parte, Cielo Salviolo y con relación a la señal dedicada al mundo de las infancias, destacó: “cuando nuestra franja se convirtió en canal Zamba, que era el antecedente e impulsor, nos incentivó a su vez a pensar en nuevos personajes; así nacieron Medialuna o Minimalitos y otros tantos personajes que hoy son un sello distintivo del canal, de la apuesta por la animación y en particular de la apuesta por la industria local de animación”

Foto Maximiliano Luna
Foto: Maximiliano Luna.

Daniel Duche, creador de El vigia planetario –serie muda de acción disponible en YouTube–comentó que acaba de lanzar la segunda parte de ese personaje: un héroe altruista que lucha contra el mal, encarnado en gorilas, buitres, o la Fuerza Militar Internacional (FMI) y cuyo nuevo enemigo en este estreno, es un troll. Precisamente, de trolls se trató, en la vida real, el ataque que recuerda Eliaschev contra él como entrevistador y Duche como entrevistado en oportunidad de una entrevista para Télam: “Se tomaron mal que esos fueran los enemigos del Vigía, no entiendo por qué” acota Duche con una sonrisa.

Julia Conde, a su turno, compartió la idea de fascinación que despierta esa posibilidad de “crear mundos” y relata que tras sus comienzos como realizadora en stop motion, se diversificó en busca de ampliarse a campos muy diferentes entre sí: “cuando me llega un proyecto, buceamos con el artista o cliente qué técnica funciona mejor para su idea.  Hoy en día estoy haciendo cosas bastante distintas». 

Foto Maximiliano Luna
Foto: Maximiliano Luna.

«La semana pasada -repasa Julia- dirigí un video clip filmado al que le vamos a meter cositas animadas, cartas y panfletos que van a tener animación integrada. Además, estoy con varios proyectos mix media. Con una banda de rock que por ahora no puedo nombrar, por ejemplo, vamos a hacer un híbrido entre animación y filmación”.

Conde, conviene recordar, es responsable, junto a Jacqui Baffico de parte de las visuales del videoclip «Bzrp. Music Session #53» (fruto de la alianza entre el productor Bizarrap y Shakira) que incluye ilustraciones en blanco y negro realizadas con una técnica llamada rotoscopía mezclada con stop motion. “Para el show de Bizarrap en vivo, en el hipódromo de Palermo, lo que queríamos era apelar a imágenes que nos representen a los argentinos, lo plasmamos, por ejemplo, con un fileteado porteño animado; unas visuales bastante flasheras”.

Foto Maximiliano Luna
Foto: Maximiliano Luna.

También Salviolo repasó novedades en la programación a su cargo. En este caso, con nuevos capítulos de Zamba, el personaje insignia de la señal: “estrenamos el 24 de abril por la televisión pública y por Paka con ‘los asombrosos viajes de Zamba y Nina por Argentina’ pero por primera vez animados en 3D, algo que teníamos muchas ganas de hacer y nos presentaba un desafío porque ya los chicos y las chicas están familiarizados con su forma de hace trece años, así que era delicado intervenir en su cuerpo. Lo hicimos con una técnica que se llama ‘captura de movimiento’ en la que intervienen actores con sensores que van copiando esos movimientos mediante 72 cámaras. 

«Así, logramos tener a Zamba y Nina interactuando con personas de carne y hueso, recorriendo escenarios reales de nuestro país, que era algo que le debíamos al personaje y a su público. Así que ahí están: cada semana recorren una provincia entera. Nos animamos a hacerlo porque el año pasado habíamos aproximado a esa idea cuando Zamba y Nina estuvieron con las Abuelas de Plaza de Mayo en una visita por la Casa de la Identidad, conversando con bisnietos y bisnietas. Ese fue el antecedente” completa Salviolo. 

Foto Maximiliano Luna
Foto: Maximiliano Luna.

Consultados por Tomás Eliaschev acerca de la importancia de la soberanía creativa en la animación, Daniel Duche da su perspectiva del panorama: “históricamente fuimos o somos un país de servicio, y sin embargo en lo individual tenemos muchísima gente trabajando en la escena internacional. En los festivales hay un montón de ganadores de premios de cortos. Así hay también gran cantidad de autores trabajando para Disney, Pixar y otros estudios grandes».

«Me parece -señala Duche- que el talento aquí sobra y en todo caso, por ahora, hay que trabajar con las herramientas que tenemos. Uno de los caminos para atraer profesionales y generar algo mayor es Pakapaka: un lugar que está desarrollando contenidos muy bien. Pero también, como la animación no es sólo para chicos, sería bueno abrir nuevos espacios donde se difunda la animación para públicos ampliados. En cortometrajes hay mucha y muy buena animación para adultos en Argentina. Al mismo tiempo, hay que decir que esto es algo que genera enormes ganancias y trabajo; hay que pensarlo como algo que además de cultural es una industria”.

Los 13 años de Pakapaka en números

En lo referido a la producción local, Cielo Salviolo repasa que hay muchas más novedades en la programación de Pakapaka –el regreso de las figuras de la Historia, San Martín, Juana Azurduy, Belgrano, una temporada nueva de Zamba y Yazí por el cuidado del medioambiente, el estreno de la serie Soñadores, basada en ilustraciones de Liniers, nuevas temporadas de Medialuna y otras series icónicas– señal cuyos números dan cuenta de su éxito: “en estos trece años llevamos hechas 530 horas de animación en unos 152 proyectos: son números de producción local que compartimos porque nos llenan de orgullo y en su mayoría lo logramos de la mano de productoras independientes con las que fuimos creciendo juntos en un aprendizaje compartido”.

 

Foto Maximiliano Luna
Foto: Maximiliano Luna.

En el marco de una charla que se extendió durante una hora y pudo llegar todavía a más, lo cierto y conclusivo es que hoy la animación argentina es mucho más que aquellos “dibujitos animados” en la medida en que, como hasta hoy, y con el apoyo de los medios públicos, Argentina tiene mucho más para dar, para seguir animándose.
Fuente