30 mayo, 2024

Extra! News

extranews.com.ar

Día de la Madre: estafas en redes sociales a la hora de comprar el regalo

Los usuarios suelen confiar en una publicación o una persona que oferta y, frecuentemente, caen en la trampa y son estafados. Qué tener en cuenta para evitar un dolor de cabeza.
Imagen de Shakti Shekhawat en Pixabay.

En este día de la madre no se espera que el movimiento comercial repita los volúmenes de años anteriores. La coyuntura obliga al público a hacer rendir el dinero lo máximo posible y a buscar ofertas, promociones, descuentos, medios de pago y financiación.

Un informe de BTR Consulting, firma especializada en riesgo tecnológico, explica que en medio de una crisis económica que oprime, muchos de los potenciales y gasoleros compradores adquirieron el hábito de comprar online. Y los estafadores, actores del “cuento del tío”, utilizan redes sociales como Facebook e Instagram y también TikTok para llegar a captar la atención de sus víctimas.

Día de la Madre: estafas en TikTok, Facebook e Instagram a la hora de comprar el regalo

La mayoría de los argentinos accede en determinadas fechas a comprar regalos. El Día de la Madre es la segunda fecha comercial más importante del año y en la que el rubro más elegido es indumentaria. Los anzuelos suelen ser accesorios de moda, calzado y “bijú”, por lo que centrarse en observar y comparar precios puede ser un antídoto relevante para no caer en la trampa.

Lo cierto es que está plagado de ofrecimientos que parecen demasiado buenos para ser reales y la distorsión de precios por el proceso inflacionario hace que la tarea de buscar el mejor precio sea un verdadero desafío.

Marketplace de Facebook es muy utilizado para comprar y vender distintos artículos, servicios, autos, electrodomésticos, alimentos, ropa, entre otros. Los usuarios confían en una publicación o aquella persona que oferta y, frecuentemente, caen en la trampa, estafados, perdiendo el dinero que transfirieron a una cuenta mula, por el cual nunca recibirán nada.

Facebook y los Marketplace son especiales para el arte del engaño. Sólo hace falta generar un perfil apócrifo y poner a la venta un producto que nunca será entregado, o hacerse pasar por un comprador que ofrece pagar la mitad en efectivo y el otro 50% a través de una transferencia bancaria para lo que enviará un código bajo el argumento falaz de autenticación de identidad, que no será otra cosa que un PIN o Token para robar el homebanking, WhatsApp o recuperar la contraseña de un correo electrónico.

Mientras este ciclo ocurre, los anuncios, el proceso fraudulento y su evidencia mágicamente desaparece y una vez que la denuncia es aceptada por las plataformas, la respuesta suele ser “el aviso y el sitio ya no están disponibles”.

Cuentas supuestamente oficiales son falsas, pero fueron clonadas a la perfección. Podrían parecerse a la de una tienda de ropa deportiva, un banco con una promo o cualquier otra plataforma o entidad. Siempre es más probable que entreguemos nuestros datos si es reconocible el remitente y tienen reputación, pero en realidad no estamos interactuando con un perfil oficial, sino con un clon.

Links por mensajes de texto, Whtasapp, Telegram o mensajes directos, son de consideración relevantes, frecuentemente enviados a través de Instagram o TikTok. Se trata de un simple link que incorpora una derivación a un sitio de Phishing, los argumentos, serán obtener un descuento, acceder a una promo, o algún beneficio para el día de la madre. ¿La consecuencia? La entrega de datos filiatorios, credenciales de acceso o tu tarjeta de crédito.

En caso de realizar compras virtuales, es importante hacerlo a través de páginas webs, dispositivos u otras plataformas de comercio electrónico seguros. Identificar el candado de seguridad y el nombre de la tienda en URL.

Recomendaciones para no caer en el cuento del tío y ser estafados

  • Desconfiar de mensajes sospechosos y evitar compartir información personal.
  • Verificar la fuente antes de creer en un mensaje o hacer clic en enlaces.
  • No descargar archivos o aplicaciones de fuentes desconocidas.
  • Mantener el dispositivo y la aplicación actualizados con las últimas actualizaciones de seguridad.
  • Informarse sobre las estafas comunes y denuncia cualquier actividad sospechosa.
  • Implementar doble factor de autenticación.
  • Cuidado con los banners de publicidad. Siempre buscar la web oficial y los errores gramaticales en una publicidad, palabras mal escritas o URL sospechosas.
  • Leer las reseñas y reputación online de una empresa o vendedor antes de realizar una compra.
  • Usar conexiones seguras para realizar transacciones de pago. El uso de redes wifi o redes de lugares públicos son más propensas a ciberdelitos debido a la falta de medidas de seguridad que tienen.
  • Desconfiar de pagos que te direccionen fuera de las plataformas o sitios web de las empresas.
  • No abrir archivos adjuntos de correos electrónicos no solicitados, ni hacer clic en enlaces de ofertas que no se espera recibir.
  • Utilizar una única tarjeta de uso exclusivo para realizar las compras de manera online, esto permitiría realizar un fácil seguimiento de las transacciones.
  • Usar una tarjeta de crédito, en vez de débito.
  • Usar un antivirus y actualizarlo.

El perfil del comprador argentino en la web

  • La franja etaria de entre 30 a 40 años registra el mayor uso en redes sociales con el 32% del total. Sin embargo, las personas de entre 50 y 60 años son las más proclives a caer en estafas bancarias y fraudes financieros, presentando un 35%.
  • La modalidad más frecuente de estafas es a través de WhatsApp, correos electrónicos o redes sociales que parecen provenir de una marca reconocible.
  • El 52% de los usuarios son mujeres.
  • El 70% de los instagramers en el mundo tienen menos de 34 años y los usuarios entre 25-34 años son los que más presentes están en la red social.
  • Cerca del 34%, los más jóvenes caen menos frecuentemente en estafas, pero están sumamente expuestos al vivir ultraconectados.

Fuente La Voz